Eliminación de la bonificación del carburante para transportistas

Camiones transporte bonficación hilera
El día 1 de enero se hizo efectiva la eliminación de la ayuda que percibían los transportistas por el carburante. 2’8 céntimos por cada litro se ahorrarán las arcas del estado, de esta forma se espera que a final de año se hayan ahorrado un total de 250 millones de euros.

La anulación de la bonificación es una de las primeras medidas para paliar la crisis que ha sido tomada por el actual gobierno.

Mientras que la Confederación Española de Transporte de Mercancías reitera su preocupación por la nueva fiscalidad del gasóleo profesional, la ayuda que se creó hace unos poco años desaparece sin ánimo de volver a corto plazo.
 

 
Este año cada transportista deberá pagar entre 1450 y 1600 euros más que el año pasado por el gasóleo. Esta noticia llega en uno de los peores momento que ha conocido el sector. Sólo en el área metropolitana de Vigo han dejado de circular 500 camiones, tanto de empresas grandes como de particulares en el último año.

Esta supresión de la ayuda que afecta al transporte de mercancías por carreteras, no está anunciado que vaya a afectar a otros sectores del transporte.

La patronal de transportistas de mercancías Fenadismer, ha recalcado su descontento al calificar de “discriminación” esta medida. Transportes de mercancías marítimo, ferroviario y aéreo continuarán contando con la bonificación. Otros sectores para los que no se elimina es el agrario, la pesca y la minería.

En algunas comunidades como la Comunidad Valenciana, una de las que mayor déficit presentan, si que se ha eliminado esta bonificación en el sector agrícola. Otras como es el caso de Castilla y León, han agravado aún más a este sector al implantar el “centimo sanitario” sobre el gasóleo profesional.

La supresión de la ayuda a los transportistas y el aumento de precio que ha sufrido el gasóleo durante el último año ha producido una brecha sobre el sector del transporte. La Unión Europea lleva un tiempo intentando que se igualen los impuestos sobre los carburantes, lo que supondría aumentar el precio del diésel en un 8% si al final lo consigue y haciendo más difícil el trabajo a un sector cada vez más castigado.

 

Imagen de lluisdelapresa www.flickr.com/photos/92406108@N00/

There are no comments yet, add one below.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*